Suplementos de ácido fólico

El ácido fólico se denomina también folato. Es uno de los tipos de vitaminas B. Apenas estamos comenzando a entender más a fondo las funciones que esta vitamina desempeña en el organismo. Es necesario para prevenir cierto tipo de anemia (carencia de glóbulos rojos). En estudios más recientes se ha demostrado que el ácido fólico también puede prevenir ciertas anomalías congénitas (defectos de nacimiento).

Mujer embarazada calculando la dosis de los suplementos prenatales.

¿Cuánto ácido fólico necesita?

Los adultos deberían consumir 400 mcg (microgramos) de ácido fólico por día. Las mujeres pueden necesitar más si planifican embarazarse o están embarazadas o amamantando. Hable con el proveedor de atención médica para encontrar la cantidad adecuada de ácido fólico que necesita.

¿Por qué conviene tomar un suplemento?

Es importante tomar ácido fólico antes del embarazo y durante este. Ayuda a prevenir anomalías congénitas en la columna vertebral y en el cerebro (anomalías congénitas del tubo neural). También podría ser beneficioso recurrir a un suplemento si toma bebidas alcohólicas con frecuencia. Se recomienda tomar un suplemento de ácido fólico si le corresponde una o más de las siguientes afirmaciones:

☐ Soy mujer en edad fértil.

☐ Estoy intentando quedar embarazada.

☐ Rara vez como verduras de hojas verdes, frijoles secos o lentejas.

☐ Rara vez como cereal y granos enteros (germen de trigo, arroz o pan integrales).

☐ A menudo tomo más de 1 trago de alcohol al día.

Si toma ácido fólico

He aquí algunos consejos para que saque el máximo provecho de un suplemento de ácido fólico:

  • Lea la etiqueta para asegurarse de que el producto no se vencerá pronto.

  • Elija un suplemento que aporte entre 400 y 800 mcg de ácido fólico.

  • Guarde el suplemento en un lugar fresco y seco, lejos de la luz solar y del calor.

  • Coma una dieta saludable que le proporcione todos los nutrientes necesarios.

Alimentos que contienen ácido fólico

Las plantas son la principal fuente de ácido fólico entre los alimentos. Estas son algunas buenas fuentes:

  • Las verduras con hojas verdes oscuras como la espinaca, la col rizada, la berza y la lechuga romana

  • Las lentejas, los garbanzos y los frijoles secos como los pintos, los rojos largos y los negros

  • Los espárragos, el repollo chino, las habas, los brócolis y los repollitos de Bruselas

  • Los aguacates, las naranjas y el jugo de naranja

  • El germen de trigo y los productos de trigo integral

  • Los alimentos enriquecidos con ácido fólico, como cereales, pastas, panes y arroz

Revisor médico: Diane Horowitz MD
Revisor médico: Paula Goode RN BSN MSN
Revisor médico: Raymond Kent Turley BSN MSN RN
Última revisión: 6/1/2020
© 2000-2020 The StayWell Company, LLC. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.